Amigdalitis viral: síntomas, duración y tratamiento

¿Sabías que los virus son la causa más frecuente de amigdalitis? La amigdalitis viral es un problema conocido comúnmente como anginas y que se da como consecuencia de un tipo de infección por virus, bastante común entre los pequeños y algo menos entre los adultos. Esta infección vírica produce una inflamación de garganta y amígdalas. La amigdalitis vírica es la más habitual, de hecho en adultos entre el 85 y el 90% de las infecciones de garganta son causadas por virus[1], sus síntomas son leves y se cura por si sola en pocos días.. En cambio, la amigdalitis bacteriana es algo menos frecuente que la vírica, presenta síntomas como dolor de garganta y fiebre elevada y sí se trata con antibióticos. Ambas deberían ser diagnosticadas por un médico para poder ser adecuadamente. Sigue leyendo este artículo en el que te contamos cuáles son los síntomas de la amigdalitis viral, su duración y tratamiento.

Síntomas de la amigdalitis viral

Como ya hemos mencionado, la mayor parte de las veces, la infección suele estar causada por un virus, aunque también existe una gran variedad de bacterias que pueden originarla, como es el caso de la bacteria estreptococo (grupo A). Si la infección está causada por un virus, los síntomas de la amigdalitis viral pueden variar significativamente con respecto a la bacteriana. Estos son los indicios de su aparición:

  • Amígdalas inflamadas.
  • Malestar general.
  • Dolor de garganta.
  • Fiebre baja.
  • Mucosidad nasal.
  • Voz gangosa y tos.
  • Úlceras bucales.

Duración de la amigdalitis vírica

La duración de la amigdalitis vírica suele ser de unos pocos días. Lo cierto es que no suele darse ninguna complicación y su evolución se da en el tiempo que tarda a pasar el ciclo del virus. Simplemente, los síntomas van desapareciendo con el paso de los días. Esa es la principal diferencia con respecto a la amigdalitis bacteriana, cuyos síntomas son más intensos.

Tratamiento de la amigdalitis viral

Las anginas producidas por amigdalitis viral no requieren el uso de antibióticos. Por esta y otras razones, los antibióticos nunca deben administrarse sin recomendación médica. Al ser vírica, su tratamiento consiste en guardar reposo, llevar una adecuada hidratación y la administración de medicamentos para reducir el dolor y la inflamación asociados a la infección.

Aquí te mostramos una serie de recomendaciones para tratar la amigdalitis vírica con eficacia.

  • Beber mucho líquido, ya sea agua, sopa, té con miel y limón o caldo para mantener la garganta húmeda, aliviar y calmar el dolor y prevenir la deshidratación.
  • Comer alimentos blandos, principalmente en aquellos casos en los que duele al tragar. En nuestro artículo Qué comer cuando tengo dolor de garganta te explicamos las mejores alternativas.
  • Tomar alimentos y bebidas para aliviar las anginas. Las bebidas tibias, como el agua tibia con miel, o bien los alimentos fríos, como los helados de hielo o polos, aliviarán el dolor de garganta al calmarla y suavizarla en el caso de la temperatura tibia y al desinflamarla en caso de temperatura fría. No obstante, no conviene abusar de los alimentos o bebidas muy fríos.
  • Utilizar un humidificador de vapor frío para eliminar el aire seco del ambiente. También es posible permanecer varios minutos en el cuarto de baño con vapor.
  • Descansar es muy importante para que el cuerpo se reponga cuanto antes.
  • Hacer gárgaras de agua tibia con sal puede aliviar bastante el dolor de garganta y ayuda a mantenerla limpia.
  • Evitar los agentes que irritan la garganta, como el humo del tabaco o los productos de limpieza, además de ciertos ingredientes. En nuestro artículo Alimentos que irritan la garganta te explicamos las opciones que es conveniente que dejes fuera de tu dieta mientras persistan las molestias.

Aliviar el dolor de garganta con medicamentos 

Además de seguir los consejos anteriores, existen  medicamentos analgésicos para aliviar el dolor e inflamación de garganta. Las pastillas para chupar Strefen contienen 8,75 mg de flurbiprofeno, un antiinflamatorio de la familia del ibuprofeno que alivia el dolor y la inflamación de garganta hasta por 4 horas en adultos y adolescentes a partir de los 12 años. Y si prefieres un formato en solución bucal, puedes optar por Strefen en spray  con 8,75 mg de flurbiprofeno que proporciona alivio al dolor de garganta hasta por 6 horas en adultos a partir de 18 años. No administrar en caso de úlcera gastroduodenal. Lee las instrucciones de este medicamento y consulta al farmacéutico.

Reckitt Benckiser Healthcare, S.A

¿Cuándo ir al médico por una amigdalitis?

La amigdalitis vírica se cura con el paso del ciclo vírico, reposo e hidratación, y en algunos casos puede ayudar tomar medicación antiinflamatoria, analgésica y antitérmica..  

La infección provocada por una bacteria suele acarrear dolores locales más pronunciados, así como fiebre más alta (generalmente supera los 38.5 ºC), ganglios del cuello inflamados y anginas con placas blanquecinas. El riesgo de contagio aumenta al estar cerca del paciente, siendo frecuente su transmisión al estornudar, toser o hablar.

Por regla general, se aconseja acudir al médico cuando se sospecha de amigdalitis del tipo que sea, sobre todo cuando el paciente es de corta edad o los síntomas son muy pronunciados.. Asimismo, si padece cualquier enfermedad  no controlada o si no presenta mejoría tres días.

 

[1] Fuente: Worrall G. Acute sore throat. Can Fam Physician. 2007;53:1961-2;