Cómo aliviar la irritación de garganta en niños

La irritación de garganta es un malestar bastante común, sobre todo en los más pequeños del hogar. Aunque esta afección suele aparecer como una señal o signo de que un niño puede estar padeciendo algún tipo de infección en esta parte de su cuerpo, también existen otras razones por las que se da esta condición tan molesta, como la exposición a un alérgeno u otros compuestos irritantes. Sin embargo, sea cual sea el motivo, es normal que te preocupes por el infante y te preguntes cómo puedes aliviar la irritación de garganta en niños.

Si quieres saber la respuesta, te recomendamos que sigas leyendo este artículo donde te explicaremos tanto las principales causas como los tratamientos que existen para la irritación de garganta en niños. Además de ello, también te daremos algunas recomendaciones que ayudarán a calmar este tipo de molestias en tu pequeño.

Principales causas de la irritación de garganta en niños

La irritación de garganta consiste en la inflamación de las vías respiratorias, provocando principalmente dolor y molestias en esta zona del cuerpo. Aunque es importante saber cómo aliviar la irritación de garganta en niños, también lo es conocer las razones por las que ha aparecido este malestar. Por ello, a continuación, te explicaremos cuáles son las principales causas de la irritación de garganta en los menores:

  • Infecciones virales o bacterianas: este tipo de molestias puede ser el síntoma de que el infante esté padeciendo una infección, ya sea causada por un virus, como ocurre en resfriados y gripes, o por bacterias, aunque este tipo de infección no suele ser tan común como la anterior. En cualquier caso, las infecciones son más frecuentes de lo que parecen en el caso de los niños debido a que su sistema inmunitario todavía no está del todo desarrollado.
  • Agentes irritantes: un niño puede tener la garganta irritada si continuamente está expuesto a ciertos compuestos irritantes, como es el caso del humo del tabaco. También puede darse si vive en entornos con mucha contaminación o demasiado secos.
  • Alergias: un niño con alergia a elementos como el polen o el polvo puede tener irritación de garganta si se expone a ellos.
  • Otras causas: además de las anteriores razones, un infante puede tener esta afección por los cambios bruscos de temperatura o por dormir habitualmente con la boca abierta.

Cómo aliviar la irritación de garganta en niños

La irritación de garganta, además de dolor, también puede generar otros síntomas como enrojecimiento de la garganta, dificultad para comer, beber y/o hablar, secreciones nasales, fiebre y tos, entre otros. Aunque esta afección suele desaparecer al cabo de aproximadamente 7 días, es importante que tomemos ciertas medidas para que el niño pueda recuperarse lo antes posible. Para ello, te ofrecemos a continuación una serie de recomendaciones que te ayudarán a aliviar la irritación de garganta en niños:

  • Evita darle alimentos o bebidas que se estén demasiado calientes: una comida con una temperatura muy alta podría provocar que la irritación en la garganta del niño se viera empeorada. Por el contrario, tampoco se recomiendan los alimentos demasiado fríos, los cuales podrían empeorar su dolor de garganta. Lo mejor es que todo lo que ingiera esté tibio.
  • Haz que siga una dieta blanda durante los días que esté enfermo: algunos alimentos pueden ser muy adecuados para calmar la irritación de garganta. Una dieta compuesta con caldo de pollo tibio, cremas de verduras, jugos naturales de frutas y yogures, será la manera más eficaz de acelerar su recuperación. Sin embargo, es importante que evites darle cítricos, comidas picantes o alimentos fritos para no agravar la irritación.
  • Deja que repose todo lo que pueda: el descanso es muy eficaz para que el sistema inmunológico se recupera de manera más rápida, lo cual facilitará la recuperación del dolor de garganta.
  • Vigila su hidratación: haz que el pequeño tome todo el agua posible u otras bebidas tibias como manzanillas o leche con miel para mantener su garganta hidratada.
  • Usa un humidificador en su habitación: mantener una correcta humedad en su cuarto te ayudará a evitar que su garganta pueda resecarse y, por tanto, que se irrite más.

Además de seguir todas estas recomendaciones, existen medicamentos de acción local para reducir las molestias del pequeño. La gama de pastillas para chupar de Strepsils, indicada para adultos y niños a partir de los 6 años (o a partir de 12 años para Strepsils con lidocaína), cuentan con propiedades emolientes y antisépticas que proporcionan un alivio  eficaz de la irritación de garganta de hasta 2 horas, empezando a actuar en apenas 5 minutos tras su ingesta. Lee las instrucciones de este medicamento y consulta al farmacéutico. Strepsils es un medicamento de Reckitt Benckiser Healthcare, S.A.

Cuándo llevar al niño al médico por molestias en la garganta

Es importante que tengas en cuenta todas las recomendaciones del apartado anterior. Sin embargo, debes consultar a un médico si los síntomas empeoran o si el niño no mejora después de 2 días o si se dan algunos nuevos como somnolencia, cansancio, fiebre alta o llagas con pus en la garganta para que realice un mejor diagnóstico y le asigne el tratamiento más adecuado.